Bienvenido a mi blog



Bienvenidos a este espacio de encuentro que nace del deseo de compartir. Aquí vais a encontrar una variedad de recetas únicas porque son de creación propia, fáciles de hacer, explicadas de forma muy didáctica y con tiempos cortos de dedicación que es lo que nos falta a la mayoría, tiempo. También para ocasiones en que desees un plato más elaborado o tradicional lo vas a encontrar, aunque irás descubriendo que se puede cocinar en poco tiempo menús muy equilibrados nutricionalmente y con una presentación muy agradable.
Aparte del Recetario hay secciones de Pinchos rápidos, Dulces y Postres, Trucos y consejos, Noticias y comentarios. Esto es el inicio de un proyecto que irá creciendo y mejorando.

Croquetas de langostinos de Sanlúcar.

Las croquetas son como el chocolate, ¿a quién no le gusta? Como degustadora de croquetas, pruebo a hacerlas de formas muy variadas, éstas de langostinos con el toque de jengibre, nos gusta mucho en casa. Ya tenéis una elaboración más para el recetario croquetero. Tod@s tenemos debilidades gustativas, muchos apuestan por lo dulce, como se suele expresar popularmente “yo soy más de salado” y dentro de ello, una de mis preferidas son las croquetas. Lo cierto es que poco a poco han ido apareciendo en la mesa, pequeños devoradores croqueteros, ¡qué peligro! Si no encuentras langostinos frescos de tu gusto, puedes optar por adquirirlos congelados, el toque de jengibre que lleva la elaboración potencia el sabor y quedan riquísimas. Si viajas al sur y visitas la Bahía de Cádiz, no dudes en conocer Sanlúcar de Barrameda. Disfrutar de su gastronomía en Bajo de Guía, con el espectáculo del río Guadalquivir y Doñana al fondo, resulta una experiencia irrepetible.
Ingredientes T. elaboración 30 min.
250 g langostinos limpios.
500 mL fumet o leche e.
1 puerro pequeño.
Ajo molido.
1 cucharadita rasa de jengibre en polvo.
2 pastillas caldo de pescado.
Sal yodada.
75 g harina.
60 g mantequilla.
2 cucharadas aceite de girasol.
Perejil fresco.
2 huevos.
Pan rallado.
Aceite virgen extra.
Modo de hacerlo.
  1. Limpiar los langostinos y trocearlos de forma que tengan presencia al cortar las croquetas. Reservar.
  2. Vamos a la bechamel. Rodéate de forma ordenada de todo lo que vas necesitar.
    Fundir la mantequilla, añadir el aceite y pochar el puerro muy muy picadito. Cuando observemos que ha quedado blandito es el momento de añadir el jengibre y un pelín de ajo molido, pasamos durante unos segundos, incorporamos la harina sin dejar de mover para evitar grumos. Mantener 1 minuto antes de poner el fumet o leche, de esta forma se evita el desagradable sabor a harina cruda.
  3. Después se añade el líquido, reservando una pequeña parte del mismo. Sin dejar de mover agregamos las dos pastillas de caldo bien desmenuzadas. Mantener a fuego suave 10 minutos.
  4. Transcurrido el tiempo se valora si necesita un poco más de fumet o leche, incorporamos los langostinos junto con un ramillete de perejil muy picadito y se rectifica de sal. Dejar a fuego suave 5 minutos más. La masa debe quedar muy fina, desprenderse con facilidad de la cuchara y del fondo del recipiente. Una vez acabada pasar a una fuente y dejar enfriar.
  5. Ha llegado el momento de dar forma a las croquetas; redonditas son las más fáciles de hacer. También desmoldando la masa y cortando en pequeños rectángulos no entretienen mucho. Como hoy disponemos de tiempo elegimos la forma tradicional, dos cucharas y a pasar por huevo batido y pan rallado para freír en abundante aceite v.e.
Presentación.
Croquetas de langostinos
Consejos y sugerencias:
  • Me gustan las croquetas muy suaves y que al cortarlas no se salga la bechamel. Para ello tengo el truco de excluir pincharla con el tenedor, lo coloco al lado de la croqueta para que esta no se desplace en el plato y corto con firmeza. Es el mismo truco que utilizo en los rollitos imperiales chinos.
  • Si vas a congelar croquetas, las colocas en una fuente separadas unas de otras y cuando estén medio congeladas la pasas a una bolsa de conservación.
  • Se pueden freír congeladas en abundante aceite.
  • Las croquetas pueden gustar muchísimo, pero a veces producen molestias digestivas, las cuales asociamos al frito. Quizás no sea ese el problema y sí la harina. Una forma de controlar los síntomas es prolongar el tiempo que le damos a la rous, nos debemos asegurar de quitar toda la bravura a la harina cruda.
Visita nuestros Trucos y consejos que son muy útiles.
Si te gusta esta receta la puedes compartir, hacer MG o dar +1.
Si deseas recibir todas nuestras publicaciones te puedes hacer seguidor o suscribirte a Cocina con Emma.
Quizás te interese ver:
Croquetas de espinacas
Croquetas de ternera
Croquetas de pescado

20 comentarios :

  1. Que ricas y con langostinos de sanlucar un lujazo besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tu si que sabes Inma, es verdad que los langostinos de Sanlúcar son maravillosos, para las croquetas no necesitamos invertir en los más caros, por su tamaño, éstos los dejamos para disfrutarlos a la sal, cocidos,... Bstes.

      Eliminar
  2. ¡¡Guau!! Yo soy más de dulce, pero no le digo que no a unas riquísimas croquetas, y eso que yo soy de las que les suele sentar mal, pero bueno, siempre que no me pase "zampando", de vez en cuando son divinas. ¡¡Y me encanta tu receta con langostinos!! ¡¡Y qué maravillosas son por dentro, tan cremosas!! Yo siempre le añado leche en vez de caldo, pero también me ha gustado la idea. Les suelo añadir leche porque así le puedo poner leche desnatada, que tiene menos calorías, y contrarresto un poco, ja, ja, si, ya sé, un poco. También utilizo poca harina, y sí que intento cocinarla bien, para evitar indigestiones y que tome sabor los ingredientes.
    Pues nada, me he traído el tupper, ¿¿¿¿¿¿me lo llenas de croquetas de langostinos?????? Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Isabel, primera noticia, no sabía que tu eras más de dulce, jaja. Lo de la leche desnatada, viniendo de una amante de la repostería, suena a sentimiento de culpa, jaja. Trae el táper y vamos a llenarlo hasta arriba, ya verás cómo el jengibre va a facilitar tu proceso digestivo. Bstes.

      Eliminar
  3. Qué bien Emma, con esta receta nos salimos un poco de la nuez moscada que casi siempre se añade a la bechamel de las croquetas, el jengibre me encanta pero en salado no lo he probado mucho, más bien en bizcochos y magdalenas. Apuntado queda, besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alicia, cuando lo pruebes, seguro que será de tu gusto, eso sí, sin pasarse en la cantidad, que con una pizca ya va sobrado. Bstes.

      Eliminar
  4. ¡¡Bueno, bueno, bueno!! Que cosa más rica Emma, adoro las croquetas de langostinos, yo las hago también en casa, aunque hace tiempo que no las cocino, y me ha gustado ese toque de jengibre que puede ser muy interesante.
    Además me has hecho soñar, me veo sentada en Casa Bigote mirando el mar y comiendo esas delicias que allí te ponen, ¡cómo me gusta!...¡Plof!, despierta Concha que estás en casa.
    Te han quedado espectaculares. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Toc, toc!! Concha, ¿estás despierta, jaja? Visitar Casa Bigote es una delicia, por su buena mesa y el espectáculo de la desembocadura del Guadalquivir. El toque de jengibre, sin pasarse, les viene a estas croquetas de fábula, potencia el sabor del marisco y en boca es una explosión de sabor. Bstes.

      Eliminar
  5. A mí me gusta tanto lo dulce como lo salado, así me va a la hora de hacer dietas, jeje, ese es el problema de tener buena boca. Las croquetas me gustan mucho, pero en mí casa siempre piden las mismas, es más, es que no he subido ninguna más al blog, solo unas y mira que soy de las que cuando voy de tapas y hay croquetas tengo que probarlas, porque es que me gustan todas, soy rarita, jeje.
    Estas se ven estupendas, yo las probaría ahora mismo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Azucena, yo también disfruto con lo dulce, pero lo salado gana, las croquetas son un ejemplo de ello. Las hago de sabores muy dispares, pero la mayoría saladas, no me he puesto en serio con las croquetas dulces, de chocolate son una delicia, ¡bueno! y de arroz con leche, qué te voy a contar. Por favor, no tenemos remedio, llega el verano, la cervecita fresquita, la tapa para acompañar, helados masivos,... Ánimo Azucena, tenemos que ser fuertes y no sucumbir ante tanta tentación, jaja. Btes.

      Eliminar
  6. En casa también somos muy croqueteros y presumo de prepararlas bien además, así que me voy a quedar con las tuyas de langostinos que no se me ocurre mejor manera de comenzar semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estupendo Mª Dolores, ampliar el recetario croquetero siempre es una buena noticia. Estas croquetas de langostinos, las hagas con fumé o leche, son una exquisitez. Feliz semana, btes.

      Eliminar
  7. Las croquetas me gustan toditas Emma!!, están tannnnnnn sumamente ricas que es difícil cansarse de ellas, tengan el relleno que tengan. Estas han quedado super jugosas por dentro y seguro que están de rechupete. Mira las horas que son aún y ya picaba un par de ellas ahora mismo jajajajaja.

    Besines guapisima

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ay Merchi, estamos apañadas las dos! Nos pierden unas buenas croquetas, qué se le va a hacer, jaja. Que pases una buena semana, btes.

      Eliminar
  8. Aiaiai... Such a great and tasty recipe!
    Over here, in Holland, we love croquettes made from shrimps. I will have to try your recipe with langoustines. I think my Dutch friends are going to love it.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Let me know if you do. Thak you for your comments. Cheers to you.

      Eliminar
  9. A mí también me gusta mucho lo salado y las croquetas me encanta. Estas que has preparado deben estar riquísimas. No solo por el toque estupendo que le debe aportar el jengibre, sino también por la combinación de los langostinos con el puerro pochado. Seguro que las haré.
    Un beso y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rosa no te puedes imaginar cómo me gustan las croquetas. El toque de jengibre es muy discreto pero las hace peculiar, estamos de nuez moscada hasta la coronilla, jajaja. Que disfrutes del finde y el calor no te acose.

      Eliminar

Gracias por tu visita. Esperamos que te haya gustado.